A la guardia de Paysandú

La Dirección Nacional Guardia Republicana continúa con su trabajo en apoyo a la Jefatura de Paysandú.

Instalados en el destacamento de Bomberos, los 20 efectivos patrullan el departamento en la tarde y noche, divididos en dos equipos: uno se concentra en la zona norte y otro en la sur, de  manera de recorrer la mayor parte del territorio posible.

A las 18:00 el personal se concentra en la zona comercial sobre la calle principal 18 de Julio. “En ese horario es donde cierran los comercios y salen los jóvenes de estudiar. Tratamos de poner gente ahí para que no suceda nada extraño”, dijo el jefe a cargo del destacamento Julio Medina.

Una vez finalizado ese patrullaje vuelven a la base, toman las motos y las camionetas, y salen a recorrer las zonas periféricas hasta la 1:00 aproximadamente. Este procedimiento destierra el concepto de que la policía no entra en determinadas zonas.

Los ciudadanos hallan la presencia de la Guardia Republicana muy positiva. “La gente se acerca a saludar, a agradecernos por estar. Están muy conformes con el patrullaje, es más, quieren saber con quién tienen que hablar para que no nos vayamos”, contó el teniente Medina. 

Este operativo comenzó el 24 de febrero con cifras alentadoras de incautaciones y detenidos. Con el paso de los días, la población se concientizó y las infracciones se redujeron. Por eso el trabajo de la Republicana pasó a ser más que nada preventivo ya que se disuade el delito sin tener que llegar a la represión.

Desde el sábado 12 se han controlado 130 vehículos, incautándose 10 de ellos; se aplicaron 35 infracciones; se constató una espirometría positiva; y se detuvo a siete personas por desacato y evasión a los controles policiales.

Ver audiovisual


Paysandú, 17 de marzo de 2016
Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

Compartir en FacebookCompartir en Twitter