Se presentó la maqueta de la primera PPP del país

En la mañana de hoy se presentó la maqueta de la Unidad Nº 1 de Montevideo -establecimiento para personas privadas de libertad- bajo el régimen de participación público privada (PPP). 

En esta oportunidad el Presidente de la República José Mujica, el Ministro del Interior Eduardo Bonomi, el Ministro de Economía y Finanzas Mario Bergara y el representante del consorcio Unidad Punta de Rieles Alejandro Fin descubrieron la maqueta representativa de las nuevas obras y una placa que será la que lucirá el establecimiento una vez inaugurado -se estima en un plazo de 2 años aproximadamente-.

La unidad de personas privadas de libertad Nº 1 de Montevideo en Punta de Rieles, será un centro penitenciario de última generación acorde con los estándares internacionales más exigentes en materia de gestión y tratamiento penitenciario.

Estará conformada por 25 edificios con singulares características en función del cometido que cumplirá cada uno de ellos, lo que totaliza más de 42.000 m2 de construcciones edilicias. 

Dispondrá de tres niveles de clasificación penitenciaria, de alta, media y baja seguridad, con un total de 1.860 plazas y 100 plazas más en el centro de admisión y clasificación.  

Estos tres niveles estarán organizados en dieciocho módulos totalmente independientes, acordes con los programas de  tratamiento penitenciario.

El costo de la inversión es de 97 millones de dólares, compuesto por el diseño, la obra, los suministros, el equipamiento de seguridad, el equipamiento estándar.

El precio que se compromete a pagar el Ministerio del Interior es de 196 Unidades Indexadas por día y por plaza disponible, aproximadamente $ 555. 

Dentro de los servicios que desarrollará la empresa a cargo de la obra se destaca en primer lugar el programa de mantenimiento de la infraestructura, del equipamiento y sistemas de seguridad y del equipamiento estándar de la unidad.

El objetivo principal del programa es mantener en buen estado físico y funcional de sus instalaciones, el mantenimiento preventivo de la totalidad del equipamiento y sistemas de seguridad, y el mantenimiento estándar de la unidad como ser: oficinas, comedores, equipamiento de internos, entre otros,  de manera que las condiciones de seguridad y operación sean normales. 

Por otra parte el servicio de alimentación diaria a las personas privadas de libertad y a los funcionarios del Instituto Nacional  de Rehabilitación. El servicio comprende las tres comidas diarias: desayuno, almuerzo y cena como también la colación nocturna adicional para los operadores penitenciarios del turno nocturno.

El servicio de Lavandería tiene como finalidad satisfacer los requerimientos de lavado generados por la población privada de libertad de forma gratuita. Comprende los  procesos de retiro, lavado, secado, planchado y entrega de ropa, de cama y personal, desde los módulos de reclusión hasta su posterior devolución desde la unidad de lavandería.

En cuanto al aseo y control de plagas, el objetivo general que deberá cumplir este servicio será el mantener la unidad en buenas condiciones de orden, limpieza y libre de plagas.

Por último se prestará el servicio de economato cuyo objetivo será disponer para la venta de los internos, visitas y funcionarios de la unidad diferentes productos de uso o consumo habitual como ser:  bebidas, cigarrillos, productos de aseo personal, diarios, revistas, vestuario y otros, que sean autorizados por la Administración Penitenciaria. 

Dado que las personas privadas de libertad podrán participar en las actividades que prestará el consorcio se prevé contar con la colaboración de varios internos quienes recibirán, en muchos casos, capacitación técnica para poder desarrollar las actividades de forma óptima y recibirán una remuneración acorde a las tareas que desarrolle.

Las actividades que desarrollaran abarcan tareas del servicio de mantenimiento de la unidad tales como: pintura, plomería, carpintería, electricidad, soldadura, albañilería, entre otras. 

Adicionalmente, podrán participar de tareas de lavandería y aseo, en los edificios habitualmente ocupados por ellos mismos. Algunos de estos edificios serían el centro cultural, el polideportivo, el de las visitas ordinarias, especiales y enfermería. Finalmente podrán desempeñarse en las tareas referentes al servicio de alimentación, específicamente personal de cocina y de apoyo.

Los internos que trabajarán en este tipo de tareas serán determinados por la empresa conjuntamente con el Ministerio del Interior y el Instituto Nacional de Rehabilitación y siguiendo con los lineamientos definidos en el pliego de la licitación. 

 

 

Montevideo, 21 de octubre de 2014
UniCom - Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.